‘Escalofríos’, nostalgia y diversión para todo público

goosebumps

La mejor película de Halloween que se verá este año es Goosebumps, inspirada en la serie de libros de horror infantil de R.L. Stine, y que fueron inmensamente populares durante los noventa. La adaptación llega en el momento exacto para aprovecharse de la nostalgia y entregar un producto hecho con fórmula acertada para un buen rato en el cine, manufacturada desde la idea para anticipar una secuela, dependiendo de cómo responda la taquilla.

El mayor atractivo de esta película es que no se trata de una adaptación de alguna de las obras de Stine, sino de muchas de ellas, en una movida que es realmente genial y muy ingeniosa porque de esta manera se aseguran una obra comercial con un amplio espectro de público en mente, y al mismo tiempo apuntan a la nostalgia de los fanáticos que crecieron con los libros y la serie de televisión de los noventa. Creo que los fans adorarán la película, y los que no están familiarizados quedarán más que satisfechos con unos cien minutos que pasan volando.

La historia sigue a un adolescente y su madre que se mudan de New York a un suburbio con la intención de retomar una vida golpeada por el fallecimiento del padre. Zach es un joven bastante inteligente, adelantado a su edad, y muy habilidoso, como todo típico chico de película adolescente donde no se le busca mucha lógica a la personalidad de los protagonistas. Así también, el guion se presenta como algo ligero que tiene la única intención de entretener, y ese aspecto, triunfa, porque tampoco da respiro como para que uno se siente a analizar cualquier sinsentido, de los cuales hay varios.

Jack Black es un actor que ya demostró que es más que un simple nombre para comedias comerciales, y en esta ocasión se lo ve en su salsa, y no desaprovecha oportunidad para dejarse llevar por el histrionismo cómico que suele caracterizarlo. Lo cual es bueno, porque esto es más que nada un show de personajes que no fueron escritos para la trascendencia, sino que existen puramente al servicio del divertimento en que se convierte la historia una vez que ocurre el accidente que libera a todos los monstruos creados por Stine.

De ahí en adelante, es un episodio más de Goosebumps, bastante lineal, sin complicaciones mayores, y con el agregado de los distintos gags que apuntan a causar gracia entre el público que creció con las obras originales. Por otro lado, está la seguidilla de chistes facilones pero efectivos que tienen que ver con la comedia de horror misma que plantea la historia, una que involucra a un muñeco de ventrilocuo con una personalidad villanesca juguetona pero macabra. Imagino que en algún futuro cercano propondrán un crossover entre Slappy y Annabelle.

El elenco juvenil es bastante competente, y no se los puede juzgar más allá de los límites de sus papeles. Sirven al propósito de la trama y lo hacen bien, aun cuando es innegablemente evidente que todavía necesitan unas cuantas clases de actuación. Pero lo importante es que tienen cara de haber pasado una genial filmación, y todo lo que tienen que hacer es correr de los monstruos y trabajar un amorío adolescente de esos que solo ya insertan sin mucho pienso para ofrecer un “final feliz”.

Pero nadie iría a una película de Goosebumps por algo más que las creaciones de R.L. Stine, y aunque no utilizaría esta producción como un buen ejemplo de efectos especiales, son lo suficientemente logrados como para disfrutarlo. Y ahí están la mayoría, la gigantesca mantis religiosa, los gnomos del jardín, el poodle vampiro, la cosa que se comió a todos, y arriba de la cadena alimenticia, con todas las ganas de eliminar a Stine y crear su mundo de terror, Slappy, que en la serie de televisión apareció en varios episodios. En esta ocasión, con una voz de Jack Black mismo, es un hilarante y amenazador villano que eleva el factor emoción de la película.

Acerca de Emmanuel Báez 2384 Articles

Editor en Jefe y crítico de cine en @Cinefiloz, primer miembro paraguayo del Online Film Critics Society, columnista en @amilkmdelmar, hablando de películas en todos lados.

Sé el primero en comentar!

Deja un comentario :D