‘Twister’, el desastre natural más divertido de los noventa

Películas hay y muchas. Algunas nos dejan marcados de por vida y no dejan de asombrarnos sin importar cuántas veces las hayamos visto. Pero de vez en cuando, se estrenan otros dos tipos de cintas: las que injustamente quedan en el olvido y que cuentan con la misma riqueza artística que las más aclamadas, y las que alguna vez vimos y amamos cuando niños, pero con el paso del tiempo también las olvidamos sin darnos cuenta. Lo genial de ambas es que al revisitar esos filmes, nos damos cuenta el por qué amamos tanto el Séptimo Arte. Cada semana quiero rescatar cuantas películas de ese tipo sean posibles.

Ahora que estamos cerca de el fin del mundo, me es curioso ver que hay más reality shows hablando sobre el tema que el cine mismo. Y es que si nos fijamos bien, uno de los géneros favoritos de la década de los noventa fue el desastre. Tenemos Independence Day, Deep Impact, Volcano, entre otras. Pero de las anteriores, hubo una en particular que me resulta bastante entretenida.

Twister de 1996 fue el largometraje que le siguió al éxito de taquilla llamado Máxima Velocidad y que consolidara a Keanu Reeves como una estrella de acción e impulsara la carrera de Sandra Bullock. Quizá por la manera de ser dirigida por Jan de Bont (quien antes fungía como director de fotografía), fue que Steven Spielberg se acercó a él y le ofreció dirigir este “drama” de acción protagonizado por Helen Hunt y Bill Paxton. La película sigue los encuentros de un grupo de meteorólogos con una serie de tormentas que azotan uno de los estados de la unión americana. Su objetivo es colocar un contenedor que despliega varios sensores que son succionados por el tornado y que ayudarían a crear un sistema de alerta de hasta 15 minutos de anticipación. De esta manera, se contaría con más tiempo para evacuar zonas y se salvarían más vidas.

Y como era costumbre en los noventa, a todo ese despliegue de acción y CGI, se le agregaba una buena historia de fondo. En este caso el divorcio que el personaje de Bill Paxton y Helen Hunt tienen que concluir, pero cosas del pasado comienzan a resurgir conforme estos reviven viejas épocas de aventura. Los encantos de Twister radican en un elenco muy bien armado (un joven Philip Seymour Hoffman que por momentos se roba la película), el genial soundtrack con una onda glam rock (por ahí Van Halen ayudó con el score), pero sobre todo, lo que significa enfrentar a estos monstruos de la naturaleza. Y la escala va en aumento, pues con cada encuentro que nuestros protagonistas tienen con los tornados, implica un mayor peligro, tanto físico como emocional, hasta llegar un punto en que en medio del desastre, los demonios del pasado resurgen y tienen que ajustar cuentas.

¿Por qué sacar esta película de El Baúl?

Twister es una de esas películas que no aburre por lo bien contada y filmada que está (Jan de Bont sabe dónde colocar la cámara y capturar la acción). Eso y porque el director se avienta un comercial de dos horas vendiendo la Dodge Ram roja que acompaña a nuestros protagonistas. Incluso recuerdo que mientras estuvo en cines, el vehículo oficial de la película estuvo en varios sorteos. Quién sabe si en la vida real la camioneta aguantó todos los trancazos que se lleva en la película. Otro detalle a destacar es que Twister debe escucharse con un buen sistema de sonido. No basta con verla en HD y ya. No. Tenemos que apreciarla a volumen alto y deleitarnos con la genial mezcla de sonido con la que fue decorada. Es increíble como no sólo se pueden percibir los escombros por doquier, sino que los mismos tornados tienen una “voz” a lo largo de la película. Rugen.

Mención aparte merece la introducción del verdadero villano en la película: el tornado F5. Jan de Bont presenta a este monstruo en un auto-cinema valiéndose de la escena más icónica en The Shining de Stanley Kubrick. Es genial el compás que logra mientras Jack se acerca a la puerta y los vientos van en aumento. Y una vez que vemos a Nicholson tocar la puerta y hacer uso de su hacha, el F5 se hace presente y se encarga del resto. Sabemos que Johnny ya está aquí. Sabemos que el verdadero lado oscuro de la naturaleza nos ha mostrado su rostro.

Los dejo con el trailer oficial.

Acerca de Ricardo Trejo 95 Articles
Dicen por ahí que me parezco a Doug Narinas. David Fincher es mi pastor, nada me faltará. Amante del formato IMAX. A veces hago podcasts con mis amigos. Me encuentran en Twitter y Letterboxd como @id0ug.

Sé el primero en comentar!

Deja un comentario :D